El pleno de Bollullos pide la descolonización e independencia del Sáhara Occidental y pide el asilo de Hassanna Aalia

El pleno del Ayuntamiento de Bollullos aprobó por unanimidad una moción presentada por IU donde se solicitaba la descolonización del Sáhara Occidental y el asilo político del activista saharaui Hassanna Aalia. 

El Sáhara es en la actualidad un Territorio No Autónomo pendiente de descolonización que se encuentra sometido a una ocupación por parte de Marruecos. Por lo tanto, es una situación que ha de ser resuelta por las Naciones Unidas y sus Estados miembros, algo que ni la creación de la MINURSO (Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental) ni los 40 años transcurridos desde la retirada de España de la zona ha resuelto. Es más, nuestro país continúa a día de hoy siendo la potencia administradora de este territorio ocupado. 



Igualmente se ha solicitado el asilo político de Hassana, un joven saharaui de 26 años nacido en El Aaiún que solicitó protección internacional en enero de 2012, tras enterarse de que su nombre figuraba en la relación de acusados que iban a ser juzgados en Rabat por un Tribunal Militar por los hechos del campamento de Gdeim Izik. Hassana estaba en ese momento en España, no por estar perseguido por su activismo en favor de la causa saharaui, sino para estudiar con una beca que le fue concedida en el País Vasco para aprender español. La ley española que regula las condiciones para la solicitud de asilo político establece cláusulas y plazos excepcionales cuando las circunstancias que justifican la petición se deban a causa sobrevenida en el país de origen, como ha sucedido en este caso.


Hassana Aalia figura en el Sumario de Instrucción del Tribunal Militar Permanente para la Fuerza Armada del Reino de Marruecos, junto con otros 24 acusados, todos civiles. Fue juzgado en rebeldía y a tenor de su condena a cadena perpetua en una sentencia que fue leída ante observadores de Human Rights Watch y Amnistía Internacional, entre otros, que determinaron que existen sobrados motivos para determinar que el retorno de Hassana al Sahara Occidental supondría un riesgo real para su integridad física.



El Ministerio del Interior de nuestro país Interior le ha denegado la protección internacional porque en la sentencia escrita no figura su nombre entre los condenados, aunque los observadores internacionales confirmaron que sí fue nombrado en la sala cuando se leyó el veredicto a cada uno de los acusados. Por ello se considera que hay un procedimiento penal inconcluso y, aunque no lo dice expresamente, en el fondo está avalando la validez de un juicio que ha sido denunciado por las más importantes organizaciones internacionales de defensa de los Derechos Humanos por no ofrecer garantía alguna a los procesados.


A pesar de ello, se continúa aun así denegando su petición de asilo, a pesar de que cuenta con un contundente informe de ACNUR, que apoya la solicitud en virtud de las circunstancias excepcionales de Hassana, reconociendo su activismo, las detenciones que ha sufrido, los malos tratos, el acoso y la presión a la que ha sido sometido por parte de la policía marroquí, y la tortura de la que ha sido objeto. 

La moción, que solicita la descolonización del Sáhara y el asilo político de Hassana, será enviada a la Casa Real, a la Presidencia del Gobierno, al Ministerio de Asuntos Exteriores y a la Misión Permanente de España en las Naciones Unidas. 








No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.